Estética y buen gusto para acompañar reuniones exitosas

Brindar la mejor opción para la organización de reuniones o encuentros empresariales implica estar pendiente de varios detalles para lograr la óptima atención. La calidez del trato, la excelencia y calidad del menú y la presentación general del espacio son sólo algunas de las cuestiones que día a día tenemos en cuenta en nuestra empresa. A propósito de este último aspecto, en lo relacionado con los pisos, nos apoyamos en Crisoland, una compañía que se dedica a la comercialización de estas superficies, en una amplia variedad de estilos, colores y materiales.

Y es que el piso constituye un detalle para nada menor en el estilo general de cualquier ambiente, contribuyendo y afianzando la idea general de diseño que se quiere lograr. Más aún en nuestro rol como uno de los mejores salones para evento de San Telmo. A la sofisticación y distinción original de nuestras instalaciones, hemos sabido sumar algunas propuestas específicas para obtener un restaurante único en estilo y belleza. Los pisos flotantes alemanes  simil madera y los realizados completamente en este último material, son seguramente la opción más elegida a la hora de preparar un ambiente cálido y ameno, para recibir una gran cantidad de selectos invitados. En su versión flotante, aporta además de un costo menor, propiedades valiosas en un lugar donde se movilizan constantemente comidas y líquidos, por lo tanto, el derrame es una posibilidad. La alta porosidad en su composición evita la filtración en los cimientos de la humedad y los líquidos, facilitando su limpieza y buen aspecto y evitando el deterioro del producto en sí.

Se trata de una alternativa que puede combinarse con materiales complementarios como capas o placas aislantes, que potencian sus características y funcionan como atenuantes regulares de la humedad, atenuando el vapor, a la vez que bloquean su ascenso. Los colores y variedades en los diseños hacen que sea imposible no encontrar el mejor exponente para sumar a cualquier propuesta.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *